Soy mujer real y me gusta ver porno real

El otro día os contaba porqué estoy orgullosa de ser una mujer real y es que nos tenemos que quitar los complejos: “soy una mujer real y me gusta”. Hoy voy un poco más allá, añado 3 palabras: “soy una mujer real y me gusta ver porno real”. Os preguntaréis porqué lo digo… Mamá, tranquila, si lees esto, no te alteres. Ver porno no es tan extraño, ni tiene porque ser tabú, ni las personas tienen porqué juzgarte porque sepan que ves películas eróticas, algo distinto al “cine porno” como lo conocemos en España. Y es que me gusta ver este tipo de películas de vez en cuando, pero no cualquier filmación me vale, ni me satisface. Las historias, incluso en el porno, las eróticas, también hay que saber contarlas cinematográficamente bien.

Llevo viendo porno desde hace tiempo, lo digo abiertamente, no tengo problema, lo comento con amigos y amigas, pero es cierto que nunca había tenido ese valor de confesarlo tan públicamente, de esta manera, publicándolo en un blog, hasta ahora. ¿Y por qué hasta ahora? Porque durante los días de “descanso” de Semana Santa que no sabía muy bien qué iba a hacer hasta última hora: si me iba a tocar trabajar fuera; en caso de no trabajar, irme a casa con la familia, disfrutar de las procesiones de Semana Santa de Lorca, que son las primeras tras el terremoto o quedarme en Madrid, terminando trabajos pendientes que me autoimpongo, como la versión ampliada del documental sobre Lorca, así que al final, haciendo cuentas, he visto que me he gastado más de lo que debería en las últimas semanas con la buena de las prácticas del carné de conducir, y las que me quedan, sumándole ese gasto a que la vida como autónoma en España es muy dura, por la cuota mensual y porque ya los clientes te pagan cuando les viene bien, cosa que en los últimos meses viene siendo o nunca o cuanto más tarde mejor, así que, lo más rentable era quedarme en Madrid y aprovechar para adelantar algo de esas tareas pendientes autoimpuestas. 🙂 Así que, no he tenido tiempo para aburrirme.

¿Qué os imagináis que puede hacer una chica joven, independiente, autónoma, en un piso de 90 metros cuadrados, situado en la zona centro de Madrid, ella sola durante 7 días? Muchas cosas menos aburrirse. Las mujeres necesitamos tiempo para nosotras solas, al menos, yo lo necesito, por muy sociable que sea, lo necesito, porque nadie me conoce mejor que yo, ni lo que me apetece, ni nadie conoce mi cuerpo mejor que yo. Por lo que, después de: estudiar, ordenar el armario, esconder la ropa de invierno y sacar la de primavera, limpiar mi habitación, montar unos vídeos para HReporter, ir al cine a ver Hitchcock, tomar algo con una amiga, salir a cenar y a la Sesión Golfa de Microteatro, teatro por dinero con mi hermana y su pareja que vinieron a pasar el finde a Madrid, ir de tapeo y concierto con unas amigas italianas de una amiga inglesa y con el hermano inglés de la misma amiga que habían venido a pasar Semana Santa a la capital española. Tras todo eso y algo más que no recuerdo y volver a casa, me apetecía “relajarme” sola, es decir, ver un poco de porno y lo que encuentro buscando por internet, es lo mismo de siempre. Estoy aburrida del porno hecho por y para hombres. No es creíble. No me gusta, me resulta machista. No creo que esté hecho pensado para las mujeres de hoy en día, al menos para la mayoría. Tal vez para ellos sí, pero en la vida real, el modo de actuar sexualmente de la mayoría de las personas, no es así, por lo que, se me ocurrió buscar las palabras claves en internet “porno para mujeres”, encontrando como primer resultado la web con las mismas palabras pornoparamujeres.com que es la página del libro que se titula igual “Porno para mujeres” de Erika Lus, así que, por mi curiosidad comienzo a leerlo y ¡sorpresa! Descubro que hay más mujeres que piensan lo mismo.

Mis amigas, la gran mayoría emparejadas desde hace meses, algunas, años, no me terminan de entender cuando hablaba de estos temas, de hecho, algunas se sentían avergonzadas y en ocasiones, prefería evitarlos con tal de que alguna no se sintiera “mal”.

Aunque parezca mentira, siguen existiendo tabúes en la sociedad, incluso en las chicas jóvenes. Cada vez menos, eso sí. Menos mal que tengo amigas con las que si he podido hablar tranquilamente y que piensan lo mismo, pero por desgracia, éstas, llevan ya tiempo fuera de Madrid y de España, debido a esta fascinante e histórica situación económica que estamos viviendo gracias a nuestros maravillosos políticos, entre otros motivos, por lo que, casi no hablamos. Al menos, no tanto como antes. Ahora solo por Facebook o Skype cuando coincidimos en horarios. Ya no es lo mismo. Así que, me encontraba sola con mis pensamientos, hasta que leí este libro. Siendo sincera, me descargué el ebook gratuito. No podía esperar a hacer el pedido y que me llegara. 🙂
Leyéndolo pensé: “parece que no estoy loca, como puede pensar mi madre o mi abuela. Parece que hay muchas más mujeres en el mundo que están de acuerdo en que el sexo es para disfrutar tanto el hombre como la mujer y que eso, se tiene que ver reflejado también en el cine porno y no solo la visión masculina, en el que, el que disfruta mayoritariamente es el hombre, y en el que, el trato a la mujer es bastante machista”. Creo, que conforme, se vayan rompiendo los tabúes en nuestra sociedad, vayamos siendo más tolerantes, podremos hablar más abiertamente de sexo y afirmar que las mujeres también vemos porno y que porque veamos este tipo de cine erótico, no significa que seamos unas “salidas” o unas “golfas”.

Tras terminar de leer el libro, no lo dudé, me puse a ver las “5 historias para ellas” que ha dirigido, Erika Lust, la misma escritora del libro y con las que ha ganado varios premios. Muy recomendable. De las 5, personalmente con la que más identificada me he sentido ha sido con “Ser o no ser una buena chica”. Estéticamente, por la fotografía, la que más me ha gustado ha sido “Nadia y las mujeres”. De todos modos os las recomiendo todas, así vosotros mismos podréis analizar qué tipo de historias os gustan más. 😉 .

5 pensamientos en “Soy mujer real y me gusta ver porno real

  1. Pingback: La película española “Cabaret Desire”, de la directora Erika Lust, nominada en los Feminist Porn Awards | Multimedia. Simplemente disfruto lo que hago y hago lo que disfruto.

  2. Pingback: Cabaret Desire, mejor película del año en los Feminist Porn Awards | Multimedia. Simplemente disfruto lo que hago y hago lo que disfruto.

  3. me agrada saber que hay mujeres que les gusta ver porno a mi también me gusta pero a mi mujer no, detesta todo lo que se relaciona con pornografía y me ha “proibído ver videos porno se pone colerica si veo este tipo de videos, así que lo hago de ves en cuando en mi pc y de escondidas.por supuesto que llevamos una desastrosa vida sexual.Me encantaría que mi mujer no tuviera estas actitudes.Tambien quiero comentar que me agrada mucho este blog.

  4. realmente fascinada, soy mujer y me encanta ver pornografía, me encanta conocerme mas, pero igual me da un poco de vergüenza que lo sepan mis amigos, familia y etc.
    bendiciones para ti.

  5. Yo también soy mujer y me siento igual que tú.
    Parece que si una mujer ve porno, es una golfa, cuando los hombres lo ven todos los días.
    A mi me gusta mucho el porno casero, el que graban las parejas en sus casas. Entro mucho a una web en español que compran vídeos a gente y luego los publican, se llama http://www.miracomofollo.com

    Un saludo y gracias por el blog!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s